Hasta el momento en que descubrimos el proyecto Equilibrium, firmado por las jóvenes diseñadoras Maria Dal Canto y Lena Holzer, no teníamos constancia de la existencia de “mobiliario pareado”. Es decir, piezas que necesitaran de la colaboración de dos personas para que su funcionalidad fuera total. Al ver las imágenes que acompañan este texto resulta evidente encontrar sentido a este novedoso diseño pensado para dos.

Inspirado en las piezas de mobiliario que se utilizan habitualmente en el exterior, sobre todo, como indican las diseñadoras, en parques y jardines, Equilibrium, que está formado por tres piezas (una mesa, un asiento tumbona con respaldo y un banco doble) esconde en su lenguaje formal un mensaje colaborativo repleto de humor que busca la relación entre las personas.

El proyecto Equilibrium se inspira en el mobiliario de jardín.


Las tres piezas de Equilibrium son un modelo de mobiliario pareado.

“Creamos este proyecto después de observar durante algún tiempo el comportamiento de la gente cuando acude a un parque. En general, los individuos que acuden a estos espacios abiertos prefieren elegir la soledad de un asiento antes que compartir espacio con el resto de pobladores de estos lugares. Con Equilibrium hemos pretendido romper una lanza por la comunicación y obligar a la gente a compartir y a socializarse durante estos momentos de ocio común”, aseguran ambas.

La particularidad del diseño de estas piezas, que permanecen unidas al compartir parte de la estructura del asiento, reside en que, si dos personas deciden utilizarlas al mismo tiempo, obligatoriamente se va a establecer una relación entre ambos individuos, ya que el peso de una influirá en el descanso y la estabilidad de la otra. “Minimalista, sencillo, repleto de humor y realizados en acero tubular, madera y cuerda, estos muebles de diseño casi invisible nacieron de una idea propuesta por nuestro profesor Claudio Larcher durante el curso de graduación en la Universidad de Bolzano, en Italia”, dicen Maria y Lena.

“Con Equilibrium hemos pretendido romper una lanza por la comunicación y obligar a la gente a compartir y a socializarse durante estos momentos de ocio común”.

Modelo de butaca sin respaldo.

Modelo con respaldo.

Mesa para cuatro de la colección Equilibrium.

Las diseñadoras durante una prueba de materiales.

“No sabemos que ocurrirá dentro de un año cuando acabemos nuestros estudios, pero sin duda, lo que sí tenemos claro tras la grata acogida por parte de todo el mundo de las piezas Equilibrium es que amamos el diseño”, concluyen ambas jóvenes. Un futuro de mobiliario con una nueva visión del uso cotidiano.

Para contactar con las diseñadoras:
lenaholzer@gmx.net
dalcanto.maria@gmail.com

Las diseñadoras Lena Holzer y Maria dal Canto.

This article is also available in English